Envienos un Whatsapp


¿Qué hacer cuando tus pequeños sufren de pesadillas frecuentes?

¿Recuerdas cuando de pequeños despertabas frecuentemente por las noches? aterrorizados, corríamos al cuarto de nuestros padres a refugiarnos de nuestras pesadillas pensando “de seguro nada me puede pasar junto a ellos”


Ahora con tus pequeños, los roles han cambiado, y eres tú el padre o la madre al que buscan en la noche. En este blog, estaremos hablando sobre qué puedes hacer por tus hijos al momento de consolarlos por la noche, y cómo ayudarlos a crear una buena relación con el sueño.


Los niños suelen tener un aumento en la cantidad de pesadillas que tienen por semana cuando están preescolar, y mientras que estas no se pueden prevenir del todo porque no se comprende bien cómo suceden, ¡como padre tienes ese gran poder de ayudar a tu hijo a estar tranquilo! 


Se sabe que algunos detonantes para estas pesadillas podrían ser el estrés, situaciones de cambio que les cueste adaptarse, o para niños con grandes imaginaciones, imágenes que vieron en películas o ilustraciones en libros que leyeron algunas horas antes de irse a dormir que les hayan provocado miedo. 


¿Qué se puede hacer cuando se despiertan por la noche asustados?


1- Asegúarle a tu hijo que estás ahí: La presencia es el ingrediente mágico que hará que tu hijo se sienta más seguro que nunca. 


2- “Ya pasó”: Reasegura que tan solo fue un sueño, que ya pasó y que ahora está despierto contigo. Házle entender que su sueño no pasó en la vida real. 


3- Confórtalo: Enséñale que comprendes que tiene miedo y que es comprensible que se sienta así.  Luego, ¡haz tu magia! si tu niño lo cree, rocía el cuarto con un “spray antimontruos” o con polvitos mágicos anti pesadillas, y revisen juntos debajo de la cama y el closet si sigue con miedo. 


4- Ayuda a tu hijo a volver a dormir: ofrécele su peluche favorito, un beso de buenas noches, o ayúdale a imaginar situaciones bonitas con las que podría soñar. 


Es bueno escucharlos a la mañana siguiente si quieren hablar al respecto, pero intenta que no se alargue mucho el tema, de otro modo tu hijo podría darle más importancia de la necesaria y tener problemas para dormir después. 


Adicionalmente, podrías ayudarlos planificando una rutina de sueño para ellos. Que duerman todos los días a la misma hora, y que tengan actividades tranquilas (como tiempo para un cuento) previas a dormir podrían hacer que estén más relajados y tengan noches más tranquilas. 


Para saber más sobre cómo planificar una rutina de sueño, te dejamos la liga a nuestro blog al respecto, donde te platicamos todo lo que debes de saber y los grandes beneficios que trae consigo el tenerla. 


Tu pequeño aprende de lo que ve en tí, ¡por lo que tu sueño también es importante! Revisa nuestro catálogo de protectores de cama y de colchones para que Lunela pueda ayudarte a hacer de tu tiempo de descanso la mejor experiencia. ¡No olvides revisar nuestros descuentos en la página principal! Estamos seguros de que podrás encontrar algo para ti. 



Referencias:  


Pearl, E. (2018). Nightmares (for Parents) - Nemours KidsHealth. Recuperado el 20 de abril de 2022, desde https://kidshealth.org/en/parents/nightmare.html